PARASITO, EL / EL VAMPIRO DE SUSSEX

PARASITO, EL / EL VAMPIRO DE SUSSEX

Editorial: FONTAMARA
ISBN: 9789684766938
$ 95.00

Un mito permanente en la literatura es el vampiro y es mucho lo que se ha escrito sobre el simbolismo de la sangre y las imágenes eróticas en esas historias; de igual modo, el arte literario, en muchas ocasiones, ha desposeído al vampiro de la atmósfera de terror que lo caracterizó durante siglos y lo ha dotado de un carácter marcada- mente romántico que hizo que fuera visto como una creación de la fantasía aunque de un modo maléfico. ''El parásito'', es una de las grandes obras narrativas del tema, pero en este caso la figura del vampiro se aleja mucho de la imagen convencional, caracterizada por la succión de sangre humana, y, gracias a este distanciamiento, Doyle hace resaltar vigorosamente una faceta esencial de la literatura sobre vampirismo: la enajenación anímica y la succión de la personalidad por fuerzas malignas. Aquí el autor entrelaza y asocia la narración a otros tres grandes temas del horror: el magnetismo animal, la posesión demoniaca y la obsesión. El parásito es la pasión amorosa la que se transforma en fuerza maligna. El vampiro de Sussex, obra con la que Doyle completa su producción en el campo del vampirisrno, tiene al inolvidable Sherlock Holmes como protagonista; quien se ve envuelto en un misterio cuando acude a ayudar a un hombre que se da cuenta cómo su bella esposa ha atacado a su hijo mayor y a su bebé, succionandoles la sangre. En esta obra, se dan las características opuestas a las de El parásito y utilizando gran variedad de recursos imaginarios permitirá al autor abordar el tema desde dos angulos diamentralmente opuestos, sin que por ello haya detrimento en el interes de los narrado.

Un mito permanente en la literatura es el vampiro y es mucho lo que se ha escrito sobre el simbolismo de la sangre y las imágenes eróticas en esas historias; de igual modo, el arte literario, en muchas ocasiones, ha desposeído al vampiro de la atmósfera de terror que lo caracterizó durante siglos y lo ha dotado de un carácter marcada- mente romántico que hizo que fuera visto como una creación de la fantasía aunque de un modo maléfico. ''El parásito'', es una de las grandes obras narrativas del tema, pero en este caso la figura del vampiro se aleja mucho de la imagen convencional, caracterizada por la succión de sangre humana, y, gracias a este distanciamiento, Doyle hace resaltar vigorosamente una faceta esencial de la literatura sobre vampirismo: la enajenación anímica y la succión de la personalidad por fuerzas malignas. Aquí el autor entrelaza y asocia la narración a otros tres grandes temas del horror: el magnetismo animal, la posesión demoniaca y la obsesión. El parásito es la pasión amorosa la que se transforma en fuerza maligna. El vampiro de Sussex, obra con la que Doyle completa su producción en el campo del vampirisrno, tiene al inolvidable Sherlock Holmes como protagonista; quien se ve envuelto en un misterio cuando acude a ayudar a un hombre que se da cuenta cómo su bella esposa ha atacado a su hijo mayor y a su bebé, succionandoles la sangre. En esta obra, se dan las características opuestas a las de El parásito y utilizando gran variedad de recursos imaginarios permitirá al autor abordar el tema desde dos angulos diamentralmente opuestos, sin que por ello haya detrimento en el interes de los narrado.